Comentario de Texto Histórico Martes, Abr 25 2017 

Una fuente fundamental para los historiadores son los textos. Por ello, es importante aprender a analizarlos. Aquí os dejo un enlace interesante. También podéis consultar esta otra página. Nosotros seguiremos el siguiente esquema:

Análisis de Texto histórico

 I.  Clasificación del texto

Título (precisar si forma parte de una obra más amplia…)

Autor (breve biografía)

Fecha

Tipo de texto: clasificación (económico, legislativo, discurso, diario personal, epistolar, narrativo…). Directo o indirecto.

II. Ideas principales y secundarias . Leer el texto, subrayar…(redactar con palabras propias)

III. Significado y relevancia del texto en su contexto. Contexto histórico (describir en qué  momento histórico fue escrito, qué circunstancias le rodeaban, qué sucesos relevantes se estaban dando…)

IV. Valoración personal (Por qué te parece que resulta significativo, puedes compararlo con otros textos de la época, qué aporta de novedoso, continua vigente en la actualidad?)

(los puntos III y IV puedes unirlos si te parece conveniente)

Anuncios

Texto de Kant para reflexionar Lunes, Oct 17 2016 

“Ilustración significa el abandono por parte del hombre de una minoría de edad cuyo responsable es él mismo. Esta minoría de edad significa la incapacidad para servirse de su entendimiento sin verse guiado por algún otro. Uno mismo es el culpable de dicha minoría de edad cuando su causa no reside en la falta de entendimiento, sino en la falta de resolución y valor para servirse del suyo propio sin la guía del de algún otro. Sapere aude! ¡Ten valor para servirte de tu propio entendimiento! Tal es el lema de la Ilustración.”

Este texto fue escrito por el eminente alemán  Emmanuel Kant (Prusia 1724-1804).

  • ¿Qué mensaje quiere expresar Kant con este texto? ¿Cuáles son las ideas que desarrolla?
  • La locución latina Sapere aude, la toma Kant de un autor clásico. ¿A quién se atribuye? ¿Qué quiere decir Kant y qué relación tiene con la Ilustración? Justifca tu respuesta de forma personal.
  • ¿Por qué el siglo XVIII es conocido como El siglo de las luces?

 

https://i1.wp.com/www.psychaanalyse.com/images/jpg/illustration-philo-kant.jpg

Texto de Abdicaciones de Bayona Jueves, Feb 25 2016 

Abdicaciones de Bayona
(5 Mayo 1808)

De Fernando VII en Carlos IV.
Mi venerado padre y señor: Para dar a Vuestra Majestad una prueba de mi amor, de mi obediencia y de mi sumisión, y para acceder a los deseos que Vuestra Majestad me ha manifestado reiteradas veces, renuncio mi corona en favor de Vuestra Majestad, deseando que Vuestra Majestad pueda gozarla por muchos años. Recomiendo a Vuestra Majestad las personas que me han servido desde el 19 de marzo.
De Carlos IV en Napoleón Bonaparte.
Su Majestad el rey Carlos, que no ha tenido en toda su vida otra mira que la felicidad de sus vasallos, constante en la idea de que todos los actos de un soberano deben únicamente dirigirse a este fin […] ha resuelto ceder, como cede por el presente, todos sus derechos al trono de España y de las Indias a Su Majestad el emperador Napoleón, como el único que, en el estado a que han llegado las cosas, puede restablecer el orden; entendiéndose que dicha cesión sólo ha de tener efecto para hacer gozar a sus vasallos de las condiciones siguientes:
1º. La integridad del reino será mantenida: el príncipe que el emperador Napoleón juzgue debe colocar en el trono de España será independiente y los límites de la España no sufrirán alteración alguna.
2º. La religión católica, apostólica y romana será la única en España. No se tolerará en su territorio religión alguna reformada y mucho menos infiel, según el uso establecido actualmente.
Analiza el texto a partir de estas pautas de comentario de texto histórico.

I.  Clasificación del texto

Título (precisar si forma parte de una obra más amplia…)

Autor (breve biografía)

Fecha

Tipo de texto: clasificación (económico, legislativo, discurso, diario personal, epistolar, narrativo…). Directo o indirecto.

II. Ideas principales y secundarias . Leer el texto, subrayar…(redactar con palabras propias)

III. Significado y relevancia del texto en su contexto. Contexto histórico (describir en qué  momento histórico fue escrito, qué circunstancias le rodeaban, qué sucesos relevantes se estaban dando…)

IV. Valoración personal (Por qué te parece que resulta significativo, puedes compararlo con otros textos de la época, qué aporta de novedoso, continua vigente en la actualidad?)

(los puntos III y IV puedes unirlos si te parece conveniente)

todosjuntos-abdicacion-bayona1

Comentario de Texto Histórico Jueves, Dic 11 2014 

Preámbulo de la Declaración de Independencia de Estados Unidos (1776)

Sostenemos como evidentes por sí mismas dichas verdades: que todos los hombres son creados iguales; que son dotados por su Creador de ciertos derechos inalienables; que entre éstos están la Vida, la Libertad y la búsqueda de la Felicidad. Que para garantizar estos derechos se instituyen entre los hombres, los gobiernos derivan sus poderes legítimos del consentimiento de los gobernados; que cuando quiera que una forma de gobierno se haga destructora de estos principios, el pueblo tiene el derecho a reformarla, o abolirla, e instituir un nuevo gobierno que se funde en dichos principios, y a organizar sus poderes en la forma que a su juicio ofrecerá las mayores probabilidades de alcanzar su seguridad y felicidad. La prudencia, claro está, aconsejará que no se cambie por motivos leves y transitorios gobiernos de antiguo establecidos; y, en efecto, toda la experiencia ha demostrado que la humanidad está más dispuesta a padecer, mientras los males sean tolerables, que a hacerse justicia aboliendo las formas a que está acostumbrada. Pero cuando una larga serie de abusos y usurpaciones, dirigida invariablemente al mismo objetivo, evidencia el designio de someter al pueblo a un despotismo absoluto, es su derecho, es su deber, derrocar ese gobierno y proveer de nuevas salvaguardas para su futura seguridad y su felicidad.

Realizad en grupo de Trabajo Cooperativo el siguiente comentario de texto. Para ello se debe consultar  el apartado de Categorías: Comentario de texto,  artículo: Guión de Comentario de Texto Histórico.

El Trabajo Cooperativo se debe realizar con la estructura 2-4. (Parejas y grupo de cuatro). El trabajo realizado deberá estar consensuado y cada miembro del Equipo tendrá uno personal.

Elegid  Coordinador y  Portavoz.

Declaración de Derechos del Hombre y del Ciudadano Jueves, Ene 9 2014 

Declaración de Derechos

Los representantes del pueblo francés, constituidos en Asamblea Nacional, consideramos que la ignorancia, el olvido o el desprecio de los derechos del hombre, son las únicas causas de las desdichas públicas y de la corrupción de los gobiernos; por tal razón hemos resuelto exponer, en una declaración solemne, los derechos naturales, inalienables y sagrados del hombre, con el fin de que esta declaración, constantemente presente en todos los miembros del cuerpo social, les recuerde sin cesar, sus derechos y sus deberes, para que los actos de Poder Legislativo y del Poder Ejecutivo puedan ser, a cada instante, comparados como cualquier institución política siendo así más respetados; para que las reclamaciones de los ciudadanos, fundadas, desde ahora en adelante, sobre principios simples e incontestables, giren siempre en torno al mantenimiento de la Constitución y a la felicidad de todos.

En consecuencia, la Asamblea Nacional, en presencia y bajo los auspicios del Ser Supremo, reconoce y declara los siguientes derechos del Hombre y del Ciudadano.

Artículo 1º Los hombres nacen y permanecen libres e iguales en derecho. Las distinciones sociales no pueden ser fundadas mas que sobre la utilidad común.

Artículo 2º La finalidad de toda asociación política es la conservación de los derechos naturales e imprescindibles del hombre. Estos derechos son la libertad, la propiedad, la seguridad y la resistencia a la opresión.

Artículo 3º El principio de toda soberanía reside esencialmente en la Nación. Ningún orden, ningún individuo puede ejercer autoridad si no emana expresamente de ella.

Artículo 4º La libertad consiste en poder hacer todo lo que no perjudique a terceros: así, el ejercicio de los derechos naturales de cada hombre, no tiene otros límites que los que aseguran a los demás miembros de la sociedad el goce de estos mismos derechos. Estos límites sólo pueden ser determinados por la Ley.

Artículo 5º La Ley sólo tiene el derecho de impedir las acciones perjudiciales a la sociedad. Todo lo que no esta impedido por la Ley , no puede ser prohibido, y nadie puede ser obligado a hacer lo que ella no ordena.

Artículo 6º La Ley es la expresión de la voluntad general. Todos los ciudadanos tienen el derecho de acudir personalmente o por medio de sus representantes a su formación. Debe ser la misma para todos, ya sea que proteja, ya sea que castigue. Todos los ciudadanos, siendo iguales ante ella son también admisibles a cualquier distinción, cargo y empleo público, según su capacidad, y sin otra diferenciación que la de sus virtudes y sus talentos.

Artículo 7º Ningún hombre puede ser acusado, arrestado o detenido, mas que en los casos determinados por la Ley, y según las formas que ésta ha prescrito. Aquellos que solicitan, expiden, ejecutan o hacen ejecutar órdenes arbitrarias, deben ser castigados, pero todo ciudadano, requerido o incautado en virtud de la Ley, debe obedecer al instante, al resistirse, se vuelve culpable.

Artículo 8º La Ley sólo debe establecer penas estricta y evidentemente necesarias, y nadie puede ser castigado más que en virtud de una Ley establecida y promulgada con anterioridad al delito, y legalmente aplicada.

Artículo 9º Siendo todo hombre tenido por inocente hasta que se le haya declarado culpable, en caso de que se considere indispensable su arresto, todo rigor que no fuese necesario para asegurar su detención, debe ser severamente reprimido por la Ley.

Artículo 10º Nadie puede ser inquietado por sus opiniones, incluso religiosas, mientras su manifestación no perturbe el orden público establecido por la Ley.

Artículo 11º La libre comunicación de los pensamientos y de las opiniones es uno de los más preciados derechos del hombre; todo ciudadano puede, entonces, hablar, escribir, imprimir libremente, salvo para responder del abuso de esta libertad en los casos determinados por la Ley.

Artículo 12º La garantía de los Derechos del Hombre y del Ciudadano necesita de una fuerza pública; esta fuerza es, entonces, instituida en beneficio de todos, y no para la utilidad particular de quienes la ejerzan.

Artículo 13º Para el mantenimiento de la fuerza pública y para los gastos de administración, una contribución común es indispensable; así, debe ser igualmente asignada a todos los ciudadanos en base a sus facultades.

Artículo 14º Todos los ciudadanos tienen el derecho de constatar por sí mismos, o por sus representantes, la necesidad de la contribución pública, de consentirla libremente, de vigilar su empleo y de determinar la cuota proporcional, las bases tributarias, su cobranza, y su duración.

Artículo 15º La sociedad tiene el derecho de solicitar informes de su administración a todo agente público.

Artículo 16º Toda sociedad en la que la garantía de los derechos no está asegurada, ni la separación de los poderes determinada, no tiene Constitución alguna.

Artículo 17º Siendo la propiedad un derecho inviolable y sagrado, nadie puede verse privado de ella, salvo en caso de que la necesidad pública, legalmente constatada, lo exija con evidencias, y bajo la condición de una justa y previa indemnización.

París, 26 de agosto de 1789.

Cuestiones a trabajar:

¿Cuáles son las ideas y principios  que contiene tal documento? ¿Observas alguna incoherencia con las prácticas que se llevaron a cabo más adelante durante la Revolución? ¿Qué diferencias resaltarías con el documento redactado por Olimpia de Gouges?

El Colonialismo Lunes, Mar 18 2013 

Este enlace te llevará a un video explicativo sobre el Colonialismo.

conferencia-berlin

El reparto de África queda fijado en una célebre reunión, la llamada Conferencia de Berlín (1884-1885). Aquí tienes un extracto del texto:

“En nombre de Dios todopoderoso.

Su majestad el Rey de España; S.M. el Emperador de Alemania, Rey de Prusia; S.M. el Emperador de Austria, Rey de Bohemia, etc. (…)

Deseando establecer en un espíritu de entendimiento mutuo, las condiciones más favorables al desarrollo del comercio y de la civilización en determinadas regiones de África, y asegurar a todos los pueblos las ventajas de la libre navegación por los principales ríos africanos que desembocan en el océano Atlántico; deseosos, por otra parte, de prevenir los malentendidos y las disputas que pudieran suscitar en el futuro las nuevas tomas de posesión efectuadas en las costas de África y preocupados, al mismo tiempo por los medios de aumentar el bienestar moral y material de las poblaciones indígenas, han resuelto (…):

1º Declaración relativa a la libertad de comercio en la cuenca del Congo, sus desembocaduras y países circunvecinos, con disposiciones relativas a la protección de los indígenas, de los misioneros y de los viajeros, y a la libertad religiosa.
2º Declaración referente a la trata de esclavos y las operaciones que por tierra o por mar proporcionan esclavos para la trata.
3º Declaración relativa a la neutralidad de los territorios comprendidos en la cuenca convencional del Congo.
4º Acta de navegación del Congo.
5º Acta de navegación del Niger.
6º Declaración que establece en las relaciones internacionales reglas unformes respecto a las ocupaciones que en adelante puedan verificarse en las costas del continente africano.

Artículo 34. Toda potencia que en lo sucesivo tome posesión de un territorio situado en la costa del continente africano, pero fuera de sus posesiones actuales, o que no poseyendo ninguno hasta entonces, llegase a adquirirlo, así como toda potencia que se haga cargo en aquélla de un protectorado, acompañará el Acta respectiva de una notificación dirigida a las restantes potencias firmantes de la presente Acta, con objeto de ponerlas en condiciones de hace valer sus reclamaciones, si hubiese lugar a ellas.

Artículo 35. Las potencias firmantes de la presente Acta reconocen la obligación de asegurar, en los territorios ocupados por ellas en la costa del continente africano, la existencia de una autoridad suficiente para hacer respetar los derechos adquiridos y, llegado el caso, la libertad de comercio y de tránsito en las condiciones en que fuese estipulada.”

Conferencia de Berlín. Acta General. Febrero de 1885.

colonialismo002

A partir del vídeo y del texto, reflexiona sobre las siguientes cuestiones:

1. ¿Qué causas motivaron la actual división entre países ricos y pobres? ¿En qué siglo se inicia este desequilibrio? ¿Qué grandes potencias surgen?

2. ¿Qué finalidad tiene la Conferencia de Berlín? ¿Cuáles son sus verdaderas causas? ¿Cómo se justifican los acuerdos tomados? ¿Qué consecuencias tendrán en el contienente africano?

3. ¿Crees que todavía perduran las consecuencias de este periodo en el siglo XXI? ¿Dónde, cómo, …? Justifica tu respuesta.

Discurso de Bismarck Lunes, Mar 18 2013 

Otto von Bismarck es un personaje fundamental para comprender la Unificación alemana y la Historia Contemporánea de Europa. Este es uno de sus más famosos discursos.

Otto-Fuerst-Bismarck

Unificación alemana: Discurso de Bismarck (30 de septiembre de 1862)

“Camaradas:
En el informe que presentó el Comité Central del Partido al XX Congreso, se hablaba de la sobriedad de los prusianos. ¡Sí!, de la gran independencia del individuo que hace difícil gobernar en Prusia con la constitución o consolidar la Constitución.

En Francia las cosas son diferentes, allí la independencia individual es insuficiente. Una crisis constitucional no sería vergonzosa, pero en cambio sería honorable.

Además, estamos tal vez demasiado bien educados para apoyar una constitución. Somos demasiado críticos. La capacidad para evaluar las medidas del gobierno y los registros de la asamblea pública son demasiado comunes. En el país hay una gran cantidad de personajes Catilina (conspirativos) que tienen un gran interés en las insurrecciones. Esto puede sonar paradójico, pero todo ello demuestra lo difícil que es la vida constitucional en Prusia.

Por otra parte, uno es demasiado sensible sobre los errores del gobierno, como si fuera bastante decir que esto o ese ministro del gabinete cometió los errores, como si uno mismo no fuera adversamente afectado. La opinión pública cambia, la prensa no es lo mismo que la opinión pública. Uno sabe cómo es la prensa escrita.

Los miembros del Parlamento tienen un deber más alto, liderar la opinión, y situarse por encima de ella. Somos demasiado apasionados. Tenemos una preferencia para poner una armadura que es demasiado grande para nuestro pequeño cuerpo. Y ahora, en realidad, se supone que la utilizamos.

Alemania no está buscando el liberalismo de Prusia, sino su poder. Baviera, Württemberg, Baden pueden disfrutar del liberalismo, y sin embargo nadie les asignará el papel de Prusia.
Prusia tiene que unirse y concentrar su poder para el momento oportuno, que ya ha pasado por alto varias veces.

Las fronteras de Prusia fijadas por el Tratado de Viena de 1814-15 no favorecen un desarrollo sano del Estado; los grandes problemas de la época no se resolverán con discursos y decisiones tomadas por mayoría —éste fue el tremendo error de 1848 y 1849—, sino con sangre y hierro.”

1. ¿En qué contexto tiene sentido este discurso?

2. ¿A quien va dirigido? ¿Cuál es su mensaje?

3. Explica con tus palabras el significado del último párrafo y de la célebre expresión “con sangre y hierro”.

Discursos de Garibaldi Lunes, Mar 18 2013 

Giuseppe Garibaldi es, sin duda, un personaje fundamental para entender la Unificación italiana. Pronunció varios discursos que vamos a analizar.

UNIFICACIÓN ITALIANA: Discursos de Garibaldi

 giuseppe-garibaldi

Giuseppe Garibaldi “Discurso a mis Soldados”
Discurso de Garibaldi a sus soldados durante la 2ª Guerra de Independencia, 1860.

 “A las armas, pues, todos ustedes!…todos ustedes!, que los opresores y los poderosos se desaparezcan como el polvo. Con todos ustedes, italianos alzados en armas, entonces ¡habrá libertad!, ¡habrá vida para Italia! …”
“Debemos considerar ahora que estamos en una época que solo llega a su fin, casi como la última etapa de nuestra resurrección nacional, y prepararnos para terminar con dignidad el maravilloso propósito de los elegidos de veinte generaciones, cuya realización ha reservado la providencia para esta edad afortunada.

¡Sí!, jóvenes. Italia les debe una empresa que ha merecido el aplauso universal. Ustedes han conquistado y todavía vencerán, porque están preparados y tienen el carácter que decide el destino de las batallas. No son menos dignos que los hombres que entraron en las filas de una falange macedonia, y de quien compitió no en vano con los conquistadores orgullosos de Asia. A esta maravillosa página de la historia de nuestro país, todavía le añadiremos otra más gloriosa, y el esclavo mostrará por fin a sus hermanos libres una afilada espada forjada a partir de los eslabones de sus cadenas.

A las armas, pues, todos ustedes!…todos ustedes!, que los opresores y los poderosos se desaparezcan como el polvo. Ustedes, también, mujeres alejen a todos los cobardes de sus abrazos, que les darán sólo niños cobardes, y las que son hijas de este bella tierra deben tener hijos nobles y valientes. Dejemos a los teóricos tímidos marcharse de entre nosotros para que lleven su servilismo y sus miedos miserables a otros lugares. Este pueblo es su propio maestro. Desea ser el hermano de otros pueblos, pero mirar al insolente con una mirada orgullosa, y no arrastrarse ante ellos implorando su propia libertad. No sigan en el camino de los hombres que tienen mal su alma. ¡No! ¡No! ¡No!

El destino nos presenta una Italia con Víctor Manuel. Debemos agruparnos todos los italianos en torno a él, y olvidarnos de toda disputa y rencor. Una vez más reitero mi grito de batalla: ¡A las armas, todos, todos ustedes! “Si en marzo de 1861, tenemos un millón de italianos alzados en armas, entonces ¡habrá libertad!, ¡habrá vida para Italia! Sí, no, alejemos de mí un pensamiento que aborrezco como veneno. En marzo de 1861, o a más tardar febrero, nos encontrará a todos nosotros como ex italianos de Calatafimi, Palermo, Ancona, el Volturno, Castelfidardo e Isernia, y con nosotros a cada hombre de esta tierra que no es de cobardes ni de esclavos. Agrupémonos en torno al héroe glorioso de Palestro y demos el último golpe al edificio que derrumba la tiranía. Reciban, entonces, mis valientes jóvenes voluntarios mi palabra de despedida, como si fuera el final glorioso de diez batallas.

Pronuncio estas palabras con el más profundo afecto y desde lo más íntimo de mi corazón. Hoy me veo obligado a retirarme, pero por unos días solamente. La hora de la batalla me encontrará otra vez con ustedes, junto a los campeones de la libertad italiana. Dejen que la única vuelta a sus hogares sea de aquellos que imperiosamente sean llamados por obligaciones con sus familias, y los que por sus gloriosas heridas merezcan el crédito de su país. Estos, de verdad, servirán a Italia en sus hogares, por su consejo o por el aspecto mismo de las cicatrices que adornen su frente juvenil. Aparte de estos, dejemos a todos los demás permanecer para proteger nuestras gloriosas banderas.

Nos encontraremos de nuevo en poco tiempo, para marchar juntos al rescate de nuestros hermanos que están siendo esclavos del extranjero.

Nos encontraremos de nuevo en poco tiempo, para marchar a nuevos triunfos.”

GARIBALDI, G., 1875.

“¡Qué hermosos eran, oh Italia, tus Mil, vestidos como sencillos civiles, y luchando contra los bravucones emperifollados y dorados del despotismo, empujándoles como a un vil rebaño! ¡Qué hermosos eran vestidos de cualquier manera tal y como salieron de los talleres cuando sonó el clarín del deber que les llamaba! ¡Eran hermosos! ¡Muy. Hermosos!, con el traje y sombrero del estudiante o con la ropa más modesta del albañil, el carpintero, el cerrajero! 1 y frente a esta tropa sin uniforme huían los comerciantes de conciencias, barrigudos, dorados, cubiertos de bordados y de hombreras.

Sí, Italia, tus Mil eran hermosos. Representaban tu ejército del mañana. Pronto -lo repito- no serán miles sino millones. ¿Y entonces? Entonces, hermosa desgraciada, tus arrogantes dominadores desaparecerán de tu suelo, y con ellos desaparecerán los infames traficantes de tu miseria y de tu vergüenza.

Los Mil (no lo olvidéis, jóvenes italianos) se convertirán en el Millón, y diez ejércitos cubiertos de adornos desaparecerán ante vuestros ojos como el humo desaparece con el viento.

Entonces os pertenecerá el fruto de vuestro sudor. Todos los bienes en los que la naturaleza fue pródiga serán para vosotros. Y la virgen a la que habéis jurado un amor de italiano, ardiente como la lava de nuestros volcanes, la virgen a la que habéis consagrado una vida sin tacha, será vuestra, purificada del contacto corrompido del sicario.

Pero no seáis sordos a la llamada y recordad que por falta de soldados han fracasado muchas generosas empresas.

Mientras el suelo sagrado en el que estáis lo pise el soldado extranjero, acudid cualquiera que sea el sonido del clarín que os llame. Tanto si es el ejército regular como el de los voluntarios, acudid, desde el momento en que están luchando contra el opresor. No escuchéis, como en Mentana, la voz de esos traidores que empujaron a la deserción a millares de jóvenes, con el pretexto de que se había de volver a casa para proclamar la república y construir barricadas.

1 Habría querido poder añadir y el campesino. Pero sería alterar la verdad. Esta clase, robusta y laboriosa no nos pertenece. Obedece a la dirección del sacerdote que la mantiene sujeta por la superstición. No se sabe de un solo campesino que se haya unido a los voluntarios. Sirven, pero a la fuerza, y son los eficaces instrumentos del despotismo y el clero”.

1. Sintetiza el contexto histórico de tales discursos.

2. ¿Cuál es el mensaje que trata de transmitir en ellos? ¿Cuál la finalidad?

3. ¿Qué estilo utiliza? ¿Qué tipo de lenguaje?Justifica tu respuesta. Elige tres expresiones que te hayan llamado la atención y explícalas con tus palabras.

LA CONSTITUCIÓN DE 1812: ¡VIVA LA PEPA! Sábado, Mar 17 2012 

El 19 de marzo de 2012 celebramos el 200 aniversario de nuestra Primera Constitución, para conmemorarlo nada mejor que hacer un poco de Historia y entender el contexto histórico en el que se crea y sus caractarísticas más significativas.

Tras la Batalla de Trafalgar (1805), en la que la armada franco-española había sido derrotada por Horatio Nelson, Napoleón es consciente de que la única forma de dañar los intereses de Gran Bretaña es impedir el comercio entre las Islas y el continente. La estrategia que idea es el famoso bloqueo económico, al que obliga a sumarse al resto de naciones europeas. Portugal, aliado tradicional de Inglaterra se niega  a apoyarlo y es objeto de la animadversión de Francia, que decide su invasión. Pero, para llegar a Portugal, Napoleón debe hacerlo a través de España. Aprovechando las buenas relaciones del momento, pide a Godoy, Primer Ministro español, permitir el paso de sus tropas. Ambos dirigentes firman el tratado de  Fontainebleau, que provocará una reacción airada que se hará patente en el Motín de Aranjuez. Esta revuelta alentada por los sectores afines al Príncipe Fernando, provocará la caída de Manuel Godoy y la abdicación involuntaria de Carlos IV. La brecha entre padre e hijo será aprovechada por Bonaparte, quien alejará a la familia real de territorio español y en Bayona les convencerá para una abdicación conjunta. El vacío de poder existente en España es la oportunidad para invadir nuestro territorio y colocar en el trono, en un claro acto de nepotismo, a su hermano José Bonaparte. La reacción del pueblo español es inmediata y el 2 de mayo de 1808 comienzan los levantamientos en Madrid; tales hechos aceleraron el nombramiento del hermano mayor de Napoleón en rey de España el 6 de junio de 1808.  José I fue un rey con buenas intenciones, pero que se vio sobrepasado por los acontecimientos que desembocaron  en un conflicto que durará hasta 1814 y que es conocido como La Guerra de Independencia.

Este monarca ha pasado a la Historia con diversos sobrenombres, todos ellos peyorativos entre los que destaca el de Pepe Botella. El origen de este apodo no esa claro, aunque se barajan varias hipótesis, una hace referencia a la decisión de suprimir los impuestos sobre el alcohol y otra a un acontecimiento que se produjo en tierras riojanas. Parece que estaba de paso José Bonaparte por La Rioja, cuando cerca del municipio de Calahorra fueron asaltadas las tropas francesas por un grupo de españoles que no dudaron en hacerse como botín  con  el vino que portaban. A consecuencia de ello, José dio orden de entrar en tal población y llevarse por la fuerza todo  el vino que pudo. Uno de los primeros que difundiría tal apelativo sería el escritor Félix Enciso Castrillón, autor en 1808 de la obra satírica El sermón sin fruto o sea José Botellas en el Ayuntamiento de Logroño. En ella José I, bajo los efectos del vino que no para de beber para, supuestamente, aclarar su voz, intenta convencer a los logroñeses de los beneficios que traerá la llegada de los franceses. A partir de esta sátira comienza el uso extendido de tan famoso apelativo.

Sin embargo, para algunos españoles, la invasión francesa suponía una clara oportunidad para erradicar el absolutismo e introducir en España un nuevo sistema político con algunos de los avances logrados en Francia por la Revolución. Este grupo de intelectuales fueron conocidos como los afrancesados. Poco a poco se fueron desengañando de las verdaderas intenciones de Napoleón y muchos de ellos no dudaron en mostrar su desacuerdo  sus críticas al invasor. Entre  los ejemplos más significativos podemos encontrar al propio Goya, auténtico cronista de los desmanes provocados por el conflicto.

Poco a poco, los españoles fueron organizándose en Juntas que tenían por objeto una respuesta a la invasión, que efectivamente estaba viéndose muy dificultada por el desconocimiento del territorio por parte de los franceses y una estrategia de guerra de guerrillas ejercida por parte de los españoles. La necesidad de lograr una mayor coordinación llevó a la formación de una Junta Central que busco asentarse en una población no tomada por los franceses, Cádiz. En los primeros momentos se alojaron en el Colegio Convento de la Compañía de María.

La Junta Central pasó a constituir Cortes en 1810 y a partir de ese momento una de sus prioridades fue redactar para España una Constitución volviendo sus ojos a otras que le habían precedido como la Constitución americana o las Constituciones de la Francia revolucionaria. La Constitución de Cádiz superó incluso a la Primera Constitución francesa, la de 1791, que proponía el sufragio censitario, frente al Universal propuesto en la española de 1812. Los liberales promulgaron nuestra Primera Constitución el 19 de marzo de 1812, día de San José y onomástica del rey José Bonaparte, a quien le ofrecieron a modo de envenenado regalo una Carta Magna. Por tal motivo, fue conocida popularmente con el apelativo de la Pepa, que facilitó el poder jalearla con gritos de entusiasmo: ¡Viva La Pepa!, sin excesivos riesgos.

Tal Constituciónabolía los privilegios en que se asentaba el Antiguo Régimen,  era monárquica ya que mantenía  la figura del rey, se fundamentaba en la Soberanía Nacional (que se ejercería por medio del sufragio universal)  y en la División de Poderes y en sus artículos recogía el espíritu y la esncia  del Liberalismo al defender la libertad y los derechos del individuo. Consideraba, asimismo, el Catolicismo como religión oficial, por lo que  proclamaba el Estado Confesional.

La Guerra de independencia impidió su entrada en vigor. Tras el Tratado de Valençay, por el que se firma la paz con Francia y se permite el regreso de Fernando VII, todas las esperanzas se depositan en el joven rey, al que se le adjetivan como El Deseado. Sin embargo, los liberales pronto ven frustradas sus expectativas, puesto que Fernando VII implanta nuevamente la monarquía absoluta y abole la Constitución. El Liberalismo continúa en la clandestinidad y en 1820 Riego llevará a cabo un pronunciamiento en la localidad sevillana de Cabezas de San Juan, aprovechando la concentración de tropas dispuestas para partir a las colonias americana y sofocar las revueltas independentistas que se estaban produciendo en ellas. Con este pronunciamiento se abrirá un periodo de tres años, conocido como Trienio Liberal, en el que el rey Fernando VII tendrá que aceptar la famosa Constitución liberal. Los acontecimientos darán un nuevo giro cuando en 1823, un ejército francés, Los Cien Mil Hijos de San Luis, enviado por La Santa Alianza pongan fin a este paréntesis liberal y restauren nuevamente el absolutismo.

La actividad a relaizar es la composición de una Infografía en equipo en la que se reflejen las siguientes cuestiones:

  • Origen de la Constitución (Contexto histórico, motivos, antecedentes,”padres de la Constitución”, razón del sobrenombre…)
  • Ideas más significativas (relacionad con la Ilustración)
  • Repercusiones, influencias…

Para ampliar vuestros conocimientos podéis consulta estos  interesantes enlaces:

enlace1, enlace2, enlace3,

enlace 4

TEXTO: MANIFIESTO DE SANDHURST Lunes, Abr 18 2011 

Alfonso XII

He recibido de España un gran número de felicitaciones con motivo de mi cumpleaños, y algunas de compatriotas nuestros residentes en Francia. Deseo que con todos sea usted intérprete de mi gratitud y mis opiniones.

Cuantos me han escrito muestran igual convicción de que sólo el restablecimiento de la monarquía constitucional puede poner término a la opresión, a la incertidumbre y a las crueles perturbaciones que experimenta España. Díceme que así lo reconoce ya la mayoría de nuestros compatriotas, y que antes de mucho estarán conmigo los de buena fe, sean cuales fueren sus antecedentes políticos, comprendiendo que no pueda tener exclusiones ni de un monarca nuevo y desapasionado ni de un régimen que precisamente hoy se impone porque representa la unión y la paz.

No sé yo cuándo o cómo, ni siquiera si se ha de realizar esa esperanza. Sólo puedo decir que nada omitiré para hacerme digno del difícil encargo de restablecer en nuestra noble nación, al tiempo que la concordia, el orden legal y la libertad política, si Dios en sus altos designios me la confía.

Por virtud de la espontánea y solemne abdicación de mi augusta madre, tan generosa como infortunada, soy único representante yo del derecho monárquico en España. Arranca este de una legislación secular, confirmada por todos los precedentes históricos, y está indudablemente unida a todas las instituciones representativas, que nunca dejaron de funcionar legalmente durante los treinta y cinco años transcurridos desde que comenzó el reinado de mi madre hasta que, niño aún, pisé yo con todos los míos el suelo extranjero.

Huérfana la nación ahora de todo derecho público e indefinidamente privada de sus libertades, natural es que vuelva los ojos a su acostumbrado derecho constitucional y a aquellas libres instituciones que ni en 1812 le impidieron defender su independencia ni acabar en 1840 otra empeñada guerra civil. Debióles, además, muchos años de progreso constante, de prosperidad, de crédito y aun de alguna gloria; años que no es fácil borrar del recuerdo cuando tantos son todavía los que los han conocido.

Por todo esto, sin duda, lo único que inspira ya confianza en España es una monarquía hereditaria y representativa, mirándola como irremplazable garantía de sus derechos e intereses desde las clases obreras hasta las más elevadas.

En el intretanto, no sólo está hoy por tierra todo lo que en 1868 existía, sino cuanto se ha pretendido desde entonces crear. Si de hecho se halla abolida la Constitución de 1845, hállase también abolida la que en 1869 se formó sobre la base inexistente de la monarquía.

Si una Junta de senadores y diputados, sin ninguna forma legal constituida, decretó la república, bien pronto fueron disueltas las únicas Cortes convocadas con el deliberado intento de plantear aquel régimen por las bayonetas de la guarnición de Madrid. Todas las cuestiones políticas están así pendientes, y aun reservadas, por parte de los actuales gobernantes, a la libre decisión del porvenir.

Afortunadamente la monarquía hereditaria y constitucional posee en sus principios la necesaria flexibilidad y cuantas condiciones de acierto hacen falta para que todos los problemas que traiga su restablecimiento consigo sean resueltos de conformidad con los votos y la convivencia de la nación.

No hay que esperar que decida ya nada de plano y arbitrariamente, sin Cortes no resolvieron los negocios arduos de los príncipes españoles allá en los antiguos tiempos de la monarquía, y esta justísima regla de conducta no he de olvidarla yo en mi condición presente, y cuando todos los españoles estén ya habituados a los procedimientos parlamentarios. Llegado el caso, fácil será que se entiendan y concierten las cuestiones por resolver un príncipe leal y un pueblo libre.

Nada deseo tanto como que nuestra patria lo sea de verdad. A ello ha de contribuir poderosamente la dura lección de estos últimos tiempos que, si para nadie puede ser perdida, todavía lo será menos para las hornadas y laboriosas clases populares, víctimas de sofismas pérfidos o de absurdas ilusiones.

Cuanto se está viviendo enseña que las naciones más grandes y prósperas, y donde el orden, la libertad y la justicia se admiran mejor, son aquellas que respetan más su propia historia. No impiden esto, en verdad, que atentamente observen y sigan con seguros pasos la marcha progresiva dela civilización. Quiera, pues, la Providencia divina que algún día se inspire el pueblo español en tales ejemplos.

Por mi parte, debo al infortunio estar en contacto con los hombres y las cosas de la Europa moderna, y si en ella no alcanza España una posición digna de su historia, y de consuno independiente y simpática, culpa mía no será ni ahora ni nunca. Sea la que quiera mi propia suerte ni dejaré de ser buen español ni, como todos mis antepasados, buen católico, ni, como hombre del siglo, verdaderamente liberal.

Suyo, afmo., Alfonso de Borbón.

Nork-Town (Sandhurst), 1 de diciembre de 1874

Comentario:

  • Tipo de texto y justificación de tu respuesta.
  • ¿Quién escribió este texto y por qué?
  • Destaca las ideas más significativas que quería transmtir Alfonso y explícalas con tus palabras. ¿A quién crees que va dirigido?
  •  ¿Qué consecuencias politicas tuvo tal Manifiesto?

 

 

Página siguiente »